Análisis: Oninaki

Jugamos Oninaki, el nuevo título de Tokyo RPG Factory y Square Enix.  Luego de haberlo terminado, te contamos nuestra opinión.


Tokyo RPG Factory. conocido por títulos como Lost Sphear y I am Setsuna,  publica Oninaki, nuevamente de la mano de Square Enix. Este título ya está disponible desde el 22 de agosto para Switch, PC y PlayStation 4. 

Debemos mencionar que nuestra opinión respecto al juego, se ha ido alterando numerosas veces mientras hemos jugado. Así que, aunque nos hayamos demorado una semana, preferimos escribir el análisis después de habernos acabado el título. 

En el juego, seguimos la historia de Kagachi, un vigilante que puede moverse libremente entre ambos mundos, la tierra de los vivos y la de los muertos. Nuestro protagonista usará estas habilidades de viajero de mundos para cerrar asuntos pendientes entre seres vivos y sus seres queridos fallecidos.




Kagachi estará acompañado de los Daemons, espíritus que nos darán habilidades de batalla y nos permitirán usar armas especiales. Cada Daemon nos permitirá usar un arma diferente y una serie de habilidades y power ups diferentes.

Oninaki nos presenta una historia llena de carga nostálgica y sentimiento de pérdida. En donde muchas veces, nuestro personaje tomará decisiones que no compartiremos como jugador. Aunque también podremos decidir si llevar a nuestro personaje por un sendero o por otro. 

El juego cuenta con 3 finales distintos,  lo bueno es que mediante el último punto de guardado, podremos a acceder a cualquiera de estos 3. No siendo necesario rejugar el título para ver un final diferente. 



El juego es un acción rpg en tiempo real, donde en un inicio se resumirá en atacar constantemente y esperar que cargue tu único especial para dar golpes de gracias. Poco a poco iremos desbloqueando más ataques especiales, que podemos ir asignando a los botones. Además de contar con mejoras de power ups ya sea por habilidades o por las shadestone equipadas en nuestras armas. 

Los enemigos del mapa nos atacarán en grupo, pero caerán en unos cuantos golpes. Aunque hay algunos que protegen portales y tesoros que serán más agresivos y será mucho más difícil tumbárselos. 


Oninaki no es un juego de mundo abierto, sino constará de niveles, que se irán desbloqueando según avance la historia.  Estos niveles son como calabozos, por decirlo de alguna manera, pues la mayoría de estos son al aire libre. A lo que nos referimos es que son caminos tipo laberinto en el que iremos trazando el mapa conforme avancemos. Pese a tener escenarios variados y algunos muy bonitos, no son interactivos y terminan siendo un fondo del juego. 



Al final del nivel muchas veces encontraremos a un boss final, aunque a veces este boss se encontrará antes y en el final tendremos alguna conversación o giro de trama.

Para vencer a estos jefes no necesitaremos de alguna estrategia en específico, pero si ayudará mucho el daemon que estemos usando. Por ejemplo, usar a 'Dia' que nos permite usar una ballesta, será efectivo contra enemigos que tiran veneno o son muy agresivos en el combate cuerpo a cuerpo. 



Cuanto más usemos a un daemon en batalla, un porcentaje se irá acumulando. Una vez, el ícono de nuestro daemon esté cubierto de un aura roja,  podremos despertar por un par de minutos su fuerza oculta, logrando causar hasta el doble de daño en cada golpe o habilidad que acertamos al enemigo. 

Por otro lado, mientras más usemos un daemon, más skills podremos desbloquear en el árbol de habilidades. Por ese mismo motivo, un daemon más entrenado puede ser más efectivo contra un jefe que uno que recién hemos conseguido.  Así que recomendamos en el transcurso de los niveles, ir alternando entre los 4 daemons equipados, para que todos ganen puntos de habilidades. 

El problema reside en que en el transcurso del juego tendremos mucho más que 4 daemons, así que habrá que elegir sabiamente, cuales queremos entrenar en el transcurso del juego.



En nuestro árbol de habilidades tendremos algunas que están bloqueadas y en donde solo aparecen puntos. Para transformar estos punto en habilidades para desbloquear, deberemos desbloquear los espacios de "Memorias" del Daemon. Así, en los murales de guardado, podremos ver parte de los recuerdo de nuestros Daemon, y después de eso, podrán aprender nuevas habilidades. 

La única manera de desbloquear habilidades sin que nuestro Daemon entre en batalla, es a través de las null stone, que reemplazarán una piedra de habilidad. Estas pueden encontrarse en cofres o como recompensa después de hacer alguna misión secundaria. 



Otro factor que ayudará mucho en las batallas serán las armas. Encontraremos nuevas armas en cofres, partes de la historia, después de matar enemigos o como resultado de transmutación.

Estas armas las podremos mejorar fusionándolas con armas que no usemos. Preferentemente, elegiremos las armas que tengan más ranuras para equipar shadestones, que son power ups equipables al arma, por ejemplo: más defensa, más ataque especial, más ataque en el modo despertar, etc. 




Es importante mencionar que hay varios Daemon que no se encuentran en el transcurso de la historia, por lo que será importante peinar cada mapa de arriba a abajo,  y tanto en el mundo real como el de los muertos, para no dejar pasar la posibilidad de llevar a tus filas a estos aliados. 

En los mapas también encontraremos unos enemigos llamados shadow fallen. En el mundo real se verán solamente como la silueta de un ave, una vez entremos a esa silueta y nos transportemos en el mundo oscuro, nos encontraremos con estos seres plateados, que al vencerlos nos dejarán jugosas recompensas. Por si acaso, les comentamos que vencer a esta clase de enemigos no supone ningún reto, pero si será difícil encontrar aquella silueta.



Respecto al ritmo del juego. Deberemos confesar que al inicio nos costó acostumbrarnos a lo que proponía, pero una vez lo hicimos, nos gustó mucho el modo de juego. La jugabilidad mejora mucho cuando tenemos un gran abanico de daemons y skills para usar. 

El 70 % inicial del juego nos pasaremos descubriendo una zona tras otra. Aunque el plantamiento en cada zona puede llegar a ser repetitivo, las peleas con nuestros daemons y los grandes bosses nos la harán pasar super bien. 

En el el 20% siguiente del juego, revisitaremos los mapas que ya hemos visitado, pero generalmente serán zonas dentro de esos mapas, que antes estaban bloqueadas. Esto lo pudimos sentir como un intento artificial de estirar el juego para que al menos llegue a unas decentes 25 horas. Por suerte la carga argumental de esa última parte del juego compensa que revisitemos las zonas ya conocidas una tras otra. 

Finalmente el último 10% está completado por 2 nuevas zonas donde tendremos nuestros últimos retos en el juego 



Gráficamente el juego luce muy bien. Nuestra única queja es que nos molesta un poco tener estos escenarios nada interactivos que solo sirven para darle vida a un mapa que debemos recorrer. Lo más interactivo que tendremos en el escenario será algún desnivel del suelo que encontraremos de vez en cuando. Este tipo de escenarios nos hace recordar bastante a mapas de juegos RPG en Nintendo DS o alguna otra portátil sin mucha memoria.

Respecto al sonido, es uno de sus puntos fuertes, más que nada por la musicalización. Mención honrosa a los soundtracks de las batallas contra jefes que realmente logran darte más emoción en los enfrentamientos. 




Conclusión:

Oninaki es un JRPG muy atractivo que deberá estar en tu colección si eres amante del género. Aunque lo jugamos en PS4,  creemos que el juego se adapta mejor a Nintendo Switch. No es comparable con los juegos de rol triple A de Square Enix, pero cumple su objetivo de entretener y contarte una buena historia. 

Un divertido RPG cargado con melancolía y sentimiento de pérdida que te mantendrá ocupado unas 25 o 30 horas.  Recomendado para todos los amantes de los juegos de rol japonés

Lo mejor:

- Daemons, sus ataques y sus árboles de habilidades. 
- Temática de la historia y distintos finales.
- Música
- Modo de planteamiento de los dos mundos.

Lo peor:

-  No hay textos  en español (algo que bajonea un toque en un RPG).
- Escenarios nada interactivos. 
- Precio - Creemos que 49.99 dólares es un poco excesivo para el juego. 39.99 sería lo ideal. 

NOTA
80

Análisis hecho con un código para PS4 brindado por Square Enix*

No hay comentarios.