Análisis: The Dark Pictures Anthology: The Devil in Me

Por fin ha llegado la última parte de la primera temporada de la antología de Dark Pictures. Esta vez seremos parte de un documental realizado al primer asesino en serie de Estados Unidos. Nosotros ya lo jugamos y te contamos qué tal nos pareció.

The Devil in Me es un título desarrollado por Supermassive Games y distribuido por Bandai Namco para PlayStation 4, PlayStation 5, Xbox One, Xbox Series X|S y Microsoft Windows. Un título de terror que nos invitará a experimentar situaciones de miedo, tortura y emociones de todo tipo. Esta es la cuarta entrega de la antología Dark Pictures y la última de la primera temporada. Acá ya no nos involucramos en barcos aterradores, ni revivir cacerías de brujas, mucho menos luchar contra criaturas de otro planeta, sino que la trama será al mismísimo estilo de Saw. Se nota que se ha inspirado en la popular cinta que dirigió James Wan en su momento, por lo que se te asegura permanecer tenso desde el inicio. El juego está disponible desde el 17 de noviembre.

Ya han pasado tres años desde que The Dark Pictures Anthology sacó su primer título y desde entonces la desarrolladora no ha parado. Con entregas que año a año han ido mejorando en cuanto a narrativa y apartados gráficos, Supermassive Games ha sabido posicionarse como una muy buena opción en cuanto al género de historias interactivas. Sin embargo, cuando uno pensó que al llegar la última parte de esta saga. The Devil in Me no solo ha traído consigo una fórmula que está llegando al pico de cansancio, sino que en cuanto a su apartado técnico ha decaído de forma abrupta. Pero, la pregunta es: ¿La trama logra maquillar los fallos en este aspecto?.

Historia:

The Devil in Me es una historia que nos llevará a centrarnos en la vida de un asesino en serie de nombre H.H. Holmes en la época del s. XIX. Este criminal tenía como modus operandi su hotel, el cual recibía a clientes para luego hacer de las suyas de una forma macabra. Con más de doscientos crímenes en su haber, este sujeto tiene como frase "Nací con el diablo dentro de mí", lo que originaría el terror de todos no solo en su época, sino en la actualidad.

El hotel ha sido reconstruido y recreado a la imagen y semejanza del lugar maldito. Este será escenario para que una agencia productora de televisión, Lemnin Entertainment, decida acercarse al lugar para realizar un documental luego de recibir una invitación. Ni tontos, ni perezosos aprovecharán la situación para de este modo alcanzar algo de fama. Es acá donde conoceremos a nuestros protagonistas del juego y los desafortunados que pasarán las de Caín una vez dentro. 

Como para que se sienta el lugar más aterrador, el juego nos llevará a una isla aislada por lo que no está permitido el uso de celular antes de llegar al lugar. Todo material audiovisual para la producción si está disponible para el uso. El grupo conformado de cinco integrantes tendrá a la cabeza al director y productor Charlie Lonnit, para luego conocer a Kate Wilder quien será la presentadora del documental. Junto a ellos conoceremos a la técnico de sonido Jamie, al camarógrafo Mark y a la ayudante del productor Erin.

Jugabilidad:

Como ya nos tiene habituado este género de historia interactiva. The Devil in Me jugará con nuestra mente desde el inicio del juego. La toma de decisiones será vital, ya que de ser lo contrario, solo nos dirigiremos hacia una muerte segura. Lo que hayamos elegido nos llevará a una ruta distinta y por ende un final distinto. 


Acá lo importante e ideal es mantener al grupo con vita, sin embargo el juego no te lo podrá sencillo. Peor es cuando los personajes tienen sus propias personalidad y no es que se lleven bien entre todos. Esta aventura inmersiva logra sin duda mantenerte tenso desde el minuto inicial del juego, ya que no solo controlas a una sola persona sino a cinco. Claro está que puedes jugar con amigos mediante el modo 'Noche de patas', pero si eres de los que juegan en solitario, los nervios y sustos están asegurados.

He sentido que acá hay un poco más de 'exploración', con lugares algo más 'amplios' y objetos utilizables más vistosos. Claro está que todo es super limitado y utilizable siempre acorde a la situación. Cada uno posee una habilidad única que le permitirá acceder o encontrar cosas en el camino. La idea es mantenerse en armonía entre todos,  para colaborar mutuamente si quieres llegar vivo al final.

Como no solo los personajes tienen habilidades útiles, también el hotel formará parte como un personaje más. Eso sin mencionar al enemigo natural del juego, por la sencilla razón de que estamos en espacios cambiantes, lugares que irán siendo parte de tu camino, pero que irán alterando la posición dependiendo de la situación. Habrán trampillas  falsas, pasadizos estrechos y espacios sacados de la película Saw de forma correcta.

Toma de decisiones:

Este título está fuertemente armado para que su narrativa sea primordial, es por ello que los diálogos entre los jugadores serán clave de cara a una posible solución. Vuelve las opciones pensantes (Cerebro) y las elecciones de sentimiento (Corazón). Sea cual sea la que elijas, la trama irá cambiando y junto a esto las consecuencias sean buenas o malas. Estas situaciones hacen que The Devil in Me sea lo más inmersivo y así poder experimentar una sensación de satisfacción o de enojo al final de tu partida.

Quick-Time Events:

Conocidos como QTE, este sello ya característico de la desarrolladora hará que el juego cumpla el objetivo de ponerse tenso. Estos QTE aparecerán de forma aleatoria y seguidos cuando te encuentres en momentos vitales de la historia, situaciones donde deberás de esconderte y cuando alguien o algo te esté tratando de atacar. 

Lo bueno de este tipo de eventos es que se te avisará brevemente antes para que puedas usar estos movimientos para que no falles, sin embargo tu habilidad mental será clave para presionar los botones en ese tiempo límite. El estar concentrado con el mando en la mano siempre será necesario para no querer fallar y hacer que un personaje muera. Dominar los QTE, será fundamental ya que habrán de todo tipo de movimientos. Por un lado tenemos la opción de presionar el botón correcto durante el escape y por otro lado los momentos cardio donde tendrás que presionar los  botones acorde al ritmo del latido de tu corazón.  

La mejor experiencia sin duda es poder jugarlo con amigos ya sea online o de modo local. Puedes jugar la historia con amigos mediante la opción noche de pelis. Podrás jugar hasta con cuatro amigos, ir pasando tu mando cada vez que sea turno del otro compañero. Ideal mientras compartes momentos con tus seres cercanos más cuando es un sábado por la noche .

Dentro del juego habrán muchos coleccionables como también los ya conocidos presagios de nuestros protagonistas. Estos objetos te muestran lo que podría ocurrir con algún personaje y por ende te sirve de ayuda para que estés preparado cuando llegues a ese punto.

Dentro de las otras opciones que nos da el juego, también podremos acceder al Curator’s Cut que es una versión distinta al título como estás acostumbrado. En este corte podrás jugar la campaña principal de forma normal, pero con escenas desde una perspectiva alternativa. The Curator’s Cut en sí, es la misma historia pero brinda a los jugadores un personaje diferente para manejar lo que te dará más opciones de conocer al personaje.

Audiovisual:

Cuando todo era casi perfecto, llega el momento donde Supermassive Games comete el mismo tropezón en cuanto a su apartado técnico. No hay duda que los actores que interpretan a los personajes son idénticos dentro del juego, sin embargo no hay una mejora desde su entrega pasada. Es más, pareciera que se haya retrocedido. Nos toparemos con personajes que interactúan entre ellos, pero que realizan movimientos de cabeza como si fueran muñecos y lo peor es que no son capaces de verse a los ojos para que haya un sentido de diálogo. 

Hay desincronización en los labios en inglés y peor es en el doblaje en español, ya que no solo hay sincronía, sino que las voces cambian de español a inglés en algunas escenas. La cámara de movimiento está bien en lugares algo amplios, pero cuando hay espacios cerrados es fastidioso. En líneas generales existen muchos bugs visuales que hacen perder el ritmo de una buena trama. La música y la ambientación son buenos elementos que generan tensión en todo momento. Esto ya nos tiene acostumbrado por lo que se destaca una vez más. 

Conclusión: 

The Dark Pictures Anthology: The Devil in Me logra cerrar una temporada con una mezcla de buena trama, pero con muchos descuidos en su aspecto técnico. Un título que vuelve a manejar muy bien el género historia interactiva, ya que logra ponerte tenso en todo momento. Las tomas de decisiones serán vitales una vez más y los QTE serán la cereza del pastel a una trama cruda que solo lograrás salir airoso si trabajas en equipo. Lastimosamente, su aspecto gráfico y técnico le resta mucho al juego, ya que por más que los actores que interpretan a los personajes se parezcan mucho dentro del juego, sus animaciones faciales e interacciones dejan mucho que desear. Un título recomendado solo si ya has jugado las tres entregas previas.

Lo Bueno:

  • Una historia que vuelve a engancharte.
  • El hotel es el verdadero personaje principal.
  • Hay mayor exploración.
  • Los QTE y toma de decisiones.
  • Encariñarte con ciertos personajes.
  • Jugar con amigos.

Lo Malo:

  • El aspecto técnico ha tenido un declive.
  • La cámara puede resultar molesta en espacios cerrados.
  • Las expresiones faciales y sincronización de labios es trágico.
  • Una fórmula que apenas funciona, pero que si se sigue exprimiendo puede ser fatal.

NOTA: 

74/100


Análisis hecho con un código de Playstation brindado por Bandai Namco*

Publicar un comentario

0 Comentarios