Análisis: Bayonetta 3

 Jugamos la esperada nueva entrega de Bayonetta y te contamos nuestra opinión


El 28 de octubre Nintendo publicó Bayonetta 3, la nueva entrega de la saga desarrollada por Platinum Games, y un exclusivo que se hizo mucho de esperar. Luego de 8 años de Bayonetta 2 para Wii U,  llega, al fin, esta nueva entrega en exclusiva para Switch. Nosotros ya la jugamos y esta es nuestra opinión. 

Viola, una misteriosa chica aparece necesitando el apoyo de Cereza. Ella dice venir de otro universo con la intención de salvar el multiverso y busca a Bayonetta por  que la de su mundo murió. Singularity, el villano de turno, busca destruir el Multiverso (todos los universos) y fusionarlos en su realidad nativa, el Alfaverso. Esta es la premisa que nos envolverá a un nuevo hack and slash lleno de sorpresas y mucha acción.


Bayonetta 3 es una secuela algo continuista en lo jugable. Sigue siendo un juego lleno de acción frenética repleto de enemigos, y en donde más de 4 jefes podrían esperarte en un solo nivel, y encima cada uno con pinta más extravagante que el anterior. Nuevamente acompañaremos nuestras batallas con un tema cantado. En la primera entrega fue Fly me to the moon, en Bayonetta 2 fue Moon River, y para esta tercera entrega, nos acompaña All Fine y Moonlight Serenade, temas tan a la altura como los anteriores. 

Bayonetta 3 está compuesto de 20 episodios. 2 capítulos de prólogo, 14 principales y 4 de estilo plataformas, protagonizados por Jeanne. Sin contar los capítulos de Jeanne que son super cortos, la duración de cada episodio es infrecuente. Algunos episodios podrían durar 20 minutos y otros tomarte hasta una hora.

Nuevamente tendremos un botón para ataques físicos y otro para distancia, y con distintas combinaciones podremos lograr distintos combos. El Tiempo brujo seguirá siendo un factor protagónico en la batalla, ralentizando el tiempo cada vez que esquivamos un ataque en el tiempo justo. A esto le sumamos la invocación de Demonios Infernales y el uso de armas con la esencia de estos mismos demonios. 


Podremos invocar distintos demonios infernales para que nos ayuden momentáneamente en batalla con poderosos ataques. mientras tengamos magia en nuestra barra. Cada demonio tendrá un distinto arsenal de ataques que podrán realizarse con los botones básicos, sin necesidad de hacer combos.  Mientras el demonio esté en el campo de batalla,  Bayonetta tendrá que estar danzando, por lo que no podrá hacer ataques por su lado. 

Por otro lado, estos demonios también podrán usarse en modo de armas e incluso transformarnos en ellos. Independientemente de los 3 demonios que tengamos equipados para la invocación, podemos equiparnos dos tipos de armas, cada una con uso a distancia y físico, a la vez. Con cada arma tendremos distintos combos especiales, distintos remates para los saltos y distintos ataques especiales. Por lo que la combinación de posibilidades en batalla es inmensa y exquisita. 


En esta entrega han tomado más protagonismo los puzzles y el uso obligatorio de ciertos demonios para seguir avanzando. Generalmente, estos puzzles no llegan a ser tan difíciles, aunque tenemos que admitir que nos costó un poco entender la idea del demonio en forma de tren que tenía que eliminar distintos capullos a la vez. Si queremos completar el contenido secundario de todo nivel, el nivel de los puzzles podría ser un poco mayor, muchas veces no descifrables a la primera. 

Y una de las mejores cosas que tiene Bayonetta 3 es lo rejugable que es. Al menos que revisemos con detalle cada recoveco, la primera vez que visitemos cada nivel será difícil encontrar todo lo que nos espera en él. Seguramente muchas veces nos pasará que del versículo 1 nos pasaremos al versículo 3 o 4 y nos preguntaremos, ¿Dónde está los que nos falta?. Y si a eso le sumamos la cantidad de coleccionables y mejoras que encontramos regadas en el mapa, creo que jugar cada nivel menos de dos veces, sería desperdiciar el juego. 

En algunos de los capítulos principales, tomará el relevo Viola, en reemplazo de Bayonetta. La jugabilidad con ella es similar, solo que no podrá cambiar de demonios y tendrás dos armas fijas. Nuestro demonio acompañante será Cheshire, un enorme gato morado con potentes ataques físicos. A diferencia de Bayonetta, Viola podrá seguir atacando mientras está presente su demonio. Finalmente, nuestras armas serán una espada para ataques de cerca y dardos para ataques a distancia. 



Pasando a Jeanne, ella será la protagonista de los 4 capítulos paralelos, los cuales tienen un estilo plataformero indie/retro. Estos capítulos son super cortos y ofrecen distintas experiencias jugables. Desde plataformas tradicionales donde deberemos llegar a cierto objetivo, hasta un divertido y emocionante nivel en moto.

En el trayecto de la historia, no hay forma de jugar con Jeanne de manera tradicional, o sea al mismo estilo de Bayonetta y Viola. Aunque cuando terminemos el juego, podremos usarla en el dojo de entrenamiento y en el Capítulo Perdido "Entrenamiento de Brujas". un episodio postgame que nos reta a acabar con hordas de enemigos. Acá, la jugabilidad de Jeanne es muy similar a Bayonetta, incluso con la posibilidad de usar las mismas armas y demonios.


Bayonetta tendrá un extenso árbol de habilidades, el cual podrá ir desbloqueándose con orbes moradas, aunque algunos solo con el uso de corazones de bruja.  Este árbol es muy completo, puesto que incluye habilidades para Bayonetta, habilidades para Viola y habilidades para cada uno de los demonios usables en el título. Así que para conseguir desbloquear todo este árbol, posiblemente nos tome más de una pasada completa.

Nuestros personajes jugables podrán equiparse con distintos accesorios, que nos darán beneficios en pelea, aunque algunos pueden tener cierto castigo en las bonificaciones por nivel. La mayoría de estos se pueden encontrar en la tienda. Marioneta Inmortal es el accesorio más popular y nos permite hacer combos  solo con pulsar repetidamente los botones de ataque, obviamente con penalización en los resultados. 

El ritmo del juego es toda una tormenta de emociones. Ya Bayonetta 2 nos mostraba ciertas innovaciones, para darnos ciertos descansos del Hack and Slash constante, en Bayonetta 3 encontramos muchos más momentos únicos como ese. Como por ejemplo, transformarnos en demonio e intentar escapar de un derrumbe; batallas de gigantes, muy al estilo Godzilla, donde hay solo 3 mecánicas, y habrá que elegir oportunamente entre ellas; una parte donde habrá que jugar con ritmo a la par de un demonio que usa su voz como ataque; o un nivel en donde pasamos a simular distintos géneros de disparos de naves, pasando de un clásico shoot em up lateral, a un bullet hell y terminando con un juego de disparos de rieles en 3D. Todas estas curiosidades jugables nos hicieron recordar bastante a Nier Automata, también perteneciente a la misma desarrolladora. 


Bayonetta 3 posee 4 dificultades. Fácil, Normal, Extrema y Clímax infinito. Lo ideal  y recomendado por el juego es la dificultad normal. En fácil tus resultados no entrarán en las clasificaciones online;  no tendrás medallas de bronce, plata, oro o platino cada vez que superas un versículo, sino solo unas feas medallas moradas; y lo peor de todo, no ganarás anillos dorados, única moneda válida para comprar nuevos trajes y apariencias para Bayonetta. 

Así que, si se te dificulta un nivel, puedes pasarlo en fácil para seguir progresando, y más tarde volverlo a intentar en normal. Y si ya la dificultad normal en general nos supera, podemos optar por jugar toda la primera pasada en fácil, y luego volver con el árbol de habilidades más completo, y arsenal de armas lleno, a volverle a dar una pasada en normal. Además, como mencionamos es un título muy rejugable por la cantidad de versículos escondidos en cada nivel, los desafíos y los coleccionables que podemos encontrar. 


Gráficamente el juego es una maravilla en diseño de personajes. Cada jefe luce más apoteósico que otro. Lo que sí, en animaciones faciales humanas, el juego se queda un poco en el pasado. Bayonetta 3 hace lo que puede con la potencia de Switch, y nos brinda una experiencia totalmente jugable y disfrutable, pero sí, en el modo TV de cerca puede verse bordes de sierra, fondos borrosos, texturas planas. Algo que se logra ocultar un poco al jugar en portátil, pero no totalmente.Así que si vas a jugar en el modo dock en una TV de 40 pulgadas o más, recomendamos  estar al menos 2 metros y medio a distancia de la pantalla.  Creo que amerita volver a tener Bayonetta 3 en la próxima consola de Nintendo, para poder jugarlo al menos, en una calidad parecida Full HD 60 fps en calidad Ultra, y ver como sería la experiencia sin las limitaciones gráficas. No obstante, hay que mencionar, que el juego hace malabares para mantenerse siempre fluido a 60 fps, o cerca de ellos, y esto es algo muy importante a destacar. 

Respecto al sonido, el juego cuenta con voces en inglés y japonés. Si bien de ser una IP nueva, nosotros hubiéramos preferido jugarlo con las voces japonesas, por las anteriores entregas ya estábamos familiarizados con el estilo de las voces en inglés, así que si lo dejamos. En cuanto al OST, nos acompañan grandes temas de OST vocal para acompañar e intensificar las batallas y un excelente tema de cierre en el ending. Como en todo Bayonetta, creo que el tema musical vocal de batallas en una elección de mucho peso, pues es un tema que se repetirá constantemente y no debe saturar. Acá logran dar en el clavo nuevamente. 


Conclusión: 

Bayonetta 3 demuestra estar a la altura de lo que esperábamos. Puede que la historia no sea la más compleja y original, pero nuevamente estaremos plagados de mucha acción, intensos combates y personajes que chorrean carisma. Platinum Games vuelve a toquetear otros géneros, como lo hizo en Nier Automata, para darnos una jugabilidad variada, repleta de guiños y sorpresas. Bayonetta  3 también le da un poco más de peso a los puzzles, y además motiva la rejugabilidad, algo super necesario en un título que solo dura un promedio de 12 horas en su primera pasada.

Nos quedamos con las ganas de ver el juego correr en una consola más potente y gozar de escenarios más detallados e imágenes de más resolución y calidad, así que, pese a que nos quejamos de los refritos, ansiamos ver nuevamente esta entrega en la sucesora de la Switch.

 Lo bueno

- Las mecánicas con demonios y armas de demonios

- Conserva la esencia de siempre 

-  El OST

- Un arco final muy emotivo y con una grata sorpresa

- Da pequeños guiños a otros géneros 

- Totalmente adictivo

-  Muy rejugable 


Lo malo

- Escenarios con texturas muy simples 

- Aunque seguramente se ha optimizado cuanto se ha podido, la Switch le termina quedando corta en potencia. 


NOTA

90/100


Análisis hecho con un código para Switch brindado por Nintendo Latam*

Publicar un comentario

0 Comentarios