Análisis: Kena: Bridge of Spirits

Ember Lab nos trae un indie de aventura y acción, cargado de mucho deleite visual. Nosotros ya lo jugamos y te contamos qué tal nos pareció.

Kena: Bridge of Spirits es un juego desarrollado y producido por Ember Lab. Un juego indie que ha llegado para deleitarnos por su calidad gráfica llegando a ser un deleite visual para la nueva generación de consolas, pero que no corre la misma suerte para consolas como la PS4 donde se pierde mucho en cuanto a calidad visual. El juego está disponible desde el 21 de septiembre en PlayStation 4, PlayStation 5 y PC.

Una entrega en tercera persona con diseño en 3D y que sin duda te hará sentir que estás viendo una película de Pixar, ya sea por sus diseños hermosos muy típicos de ellos y con una historia muy agradable que te hará entender un poco acerca de los deseos de las personas que nos han dejado. En Kena: Bridge of Spirits se explotará en su totalidad la vista al entorno que nos rodea, los lugares que visitaremos serán un protagonista más, ya que siempre jale nuestra mirada y nos hará querer tomar un par de fotos antes de seguir con nuestro camino.

Historia:

Nuestra aventura inicia con Kena, una guía espiritual que tiene como objetivo ir a un santuario en una montaña sagrada mientras que en su camino irá ayudando a los espíritus corrompidos que han caído en desgracia. Para ello ella deberá purificar sus almas perdidas para que encuentren por fin la paz. Kena estará acompañada de adorables Rots y estos la ayudarán en su travesía ya sea como compañía o como aliados en combate.

Estos Rots son espíritus del bosque que irá encontrando durante todo el viaje y aunque la gran mayoría de ellos están ocultos en distintos lugares del mapa, una vez los encuentres serán compañeros formidables. Lo mejor para encontrar a los Rots es revisar todas las zonas, ya que pueden estar escondidos bajo piedras, en cofres o inclusive a simple vista.

Kena: Bridge of Spirits más allá de ir buscando ayudar con quien se encuentre, quiere mostrarnos un mensaje más profundo, poder explorar situaciones como la vida y la muerte para darle así un tono más maduro al juego. Ver como luchan aquellos espíritus perdidos, como se aferran a un mundo que ya no les pertenece y ver esas sensaciones de terror y miedo que algunos pueden mostrar hace que nuestro personaje se involucra de lleno y busque la mejor manera de hacer entender que este ya no es su lugar.

El juego se enfoca tanto en los espíritus y sus entornos que trastabilla cuando se trata de la misma Kena, puesto que no se explora más sobre nuestro personaje y lo dejan un poco de lado para enfocarse de lleno en lo que vemos en la actualidad. Una oportunidad desaprovechada, pero compensada a fin de cuentas gracias a todo lo demás. Se puede decir que la historia pasa a segundo plano por este motivo, pero con todo lo que nuestro ojo puede apreciar, la búsqueda de Rots, purificar zonas corruptas como la del pueblo hace que el juego sea disfrutable.

Jugabilidad:

Kena: Bridge of Spirits posee unas mecánicas de juego muy básicas y ya muy conocidas en este tipo de juegos. Puedes moverte a tu antojo donde tu báculo será tu arma principal. Sin embargo en momentos de pelea tu mejor forma de luchar será mediante el uso del parry. Kena podrá activar un escudo que la protegerá de ataques brutales y si lo usas en tiempos precisos te resultará sencillo estos encuentros. 

Kena además podrá saltar e impulsarse un poco para tener un salto adicional, correr y trepar de los bordes de algunos muros. También podrá atacar de forma normal y dar un golpe fuerte para mayor daño, claro está que tardará un poco en cargar y estás expuesto a cualquier ataque. Otros beneficios del juego es que tendrás algunos combos que podrás ir obteniendo conforme vayas desbloqueando en el juego.

En los combates, si tu fuerte no es el parry también tienes la opción de esquivar para posicionarte de una mejor manera y así atacar al enemigo que hayas marcado. Un arma adicional es el arco que tendrás conforme avances en la historia, arma cuya funcionalidad será útil para enemigos molestos y objetos alejados de tu rango de ataque.

Podremos aprovechar mucho también a nuestros pequeños compañeros los Rots, podremos usar su asistencia para ir a atacar a los enemigos o también ir a directo a las raíces corrompidas para que luego nosotros podamos purificarlo mediante nuestro poder. Los Rots son muy útiles y más allá de que también podrás ponerles algunas skins que encontrarás y comprarás, lo mejor es conseguir los suficientes amiguitos para aumentar tus posibilidades en el campo de batalla.

El árbol de crecimiento del juego es muy básico y limitado. Podrás obtener ataques combinados con los Rots por ejemplo, pero para ello necesitarás Karma. Ataques de acelerón para embestidas y ataques con tu arco. Lo bueno es que siempre estarás en espacios abiertos en momentos de lucha por lo que no tendrás mucha dificultad para moverte y prepararte para el ataque principalmente en molestos jefes que sí presentarán una mayor amenaza en el juego.

Como el mapa es extenso y lleno de obstáculos, Kena podrá acceder a ellos con ayuda de su habilidad para moverse y con los Rots ayudándola a mover cosas. Podrás resolver puzzles para acceder a nuevas zonas, buscar la forma de activar dispositivos, pero nada complicado una vez te adecues al entorno en el que estás.

El juego también presenta una serie de coleccionables, como correos de espíritus donde podrás llevarlos de vuelta para recibir una recompensa, sombreros, cofres, santuarios. Serán una excusa perfecta para alargar el juego que de por sí es algo corto para todo el mundo que lo rodea. 

Audiovisual:

Sin duda su fortaleza más grande es el apartado artístico tanto en diseño de personajes, unos más carismáticos que otros y los espíritus corrompidos por su parte tienen un vistazo algo más lúgubre y sombrío. Un contraste perfecto para lo que estamos viendo. Esto aplica también en las zonas de juego donde de por si el ambiente natural que nos rodea es algo maravilloso hasta llegar a lugares donde las raíces putrefactas rodean casas y terrenos.

El juego va muy fluido en la PS5 siendo unos 4K/30FPS o 1800 p/60FPS para que cuando juegues tengas la mejor opción dependiendo de como estés acostumbrado o lo que prefieras para este tipo de juego. La suerte no es la misma cuando se trata de una PS4, ya que se siente el bajón y esa arenilla que arroja nuestro personaje al rededor al moverse hace que no se vea bien del todo. 

Durante los combates no se aprecia tanto, pero al momento de los viajes y donde se supone debemos deleitarnos del paisaje, este nos da una bofetada de realidad para una generación antigua de consola. De igual forma el modo foto que presenta el juego es una gozada, pero solo  para PS5, ya que en PS4 cuesta mucho apreciarlo como debería.

El mundo de Kena: Bridge of Spirits es un mundo engañoso, donde más allá de los objetos ocultos y las luchas constantes que tenemos, nos limita mucho en cuanto a la exploración. Esto no quita que los momentos donde estemos frente a lago no nos haga dejar de querer aventarnos a dar un chapuzón, pero se siente que no arriesga más y como que te detiene en último momento para no seguir avanzando. El juego viene de más a menos, ya que de momento se torna algo repetitivo, más aún cuando no se profundiza más sobre Kena en sí. 

La música del juego si es super relajante y te genera paz. Te hace sentir que estás dentro del juego principalmente cuando estás con audífonos y es algo que se agradece, ya que esta inmersión hace que disfrutes más del este título. Las voces del juego están bien, se sienten carismáticos muchos de los personajes y logras encariñarte muchas veces con algunos.  

Conclusión:

Kena: Bridge of Spirits es una apuesta muy interesante con un apartado visual y artístico notable donde nuestra protagonista buscará ayudar a los espíritus corrompidos mientras busca llegar a su destino. Una mezcla de jugabilidad sencilla, pero con batallas algo complejas de llevar sobre todo cuando te enfrentas a jefes de turno.

Si bien no se profundiza mucho en Kena sino más en lo que la rodea y se centra más en el presente, todo lo agregado como entornos, parajes, rots, espíritus serán clave para que el juego no pierda desarrollo y no se sienta que han dejado un poco de lado a la protagonista. Tiene un árbol de habilidades modesto y los coleccionables son sencillos de conseguir al igual que resolver los puzzles de turno. 

Lo mejor de todo es la exploración, aunque se sienta limitada por un mundo amplio algo engañoso y es gracias a su apartado gráfico lo que te hará sentir que estás disfrutando de una belleza visual como ninguna. Sin duda es un indie muy bien logrado y se siente el cariño con tan hermosa entrega. Se recomienda jugarlo sin duda, pero en una PlayStation 5 para sacarle el jugo a los gráficos y aprovechar la potencia.

Lo Bueno:

  • El apartado visual es lo mejor que he visto en mucho tiempo.
  • Tanto el diseño de personajes como el de los enemigos es fascinante.
  • Los Rots son demasiado tiernos.
  • La jugabilidad es sencilla y te acostumbras rápidamente.
  • El parry es muy importante principalmente contra jefes difíciles.
  • El modo foto es una maravilla en una PlayStation 5

Lo Malo:

  • No es lo mismo al tomarlo en una PlayStation 4.
  • Gráficamente hay una gran diferencia con la nueva generación
  • La duración es corta y alargada gracias a los coleccionables.
  • La historia pasa a segundo plano.
  • Se torna algo repetitivo.

NOTA: 

85

Análisis hecho con un código PS4/PS5 brindado por Ember Lab*


Publicar un comentario

0 Comentarios

Página de noticias y reseñas sobre videojuegos y tecnología. Todo sobre juegos de consola y PC. PlayStation 5, Xbox Series, PC y Switch