Análisis: Sparklite

Jugamos Sparklite, título que se acaba de estrenar en Switch, PlayStation 4, Xbox One y PC, el pasado 14 de noviembre. Cabe mencionar que el título tiene como inspiración principal la saga de The Legend of Zelda, pero también encontramos pequeños detalles que recuerdan muchos otros títulos.


Sparklite es un juego roguelike (también conocido como mazmorras) fuertemente inspirado en The Legend of Zelda, principalmente por incluir distintos calabozos o prisiones donde deberemos enfrentar a un jefe para obtener nuevas habilidades.

En este juego nos adentramos al mundo de Geodia, un lugar donde reina la paz y tranquilidad gracias a un curioso mineral de nombre sparklite, gracias a este recurso los habitantes tienen la energía suficiente para seguir sus rutinas. Sin embargo no todos utilizan correctamente esto, pues Barón esta planeando dominar Geodia con sus máquinas conocidas como Titans.

Jugabilidad

La influencia de The Legend of Zelda se siente en este aspecto, pues no tiene una jugabilidad profunda o compleja de entender, de hecho el personaje se siente bastante libre y responde a perfectamente a los botones. De hecho la jugabilidad es bastante superior a la de los juegos de Zelda de NES y SNES.

El sistema de combate es fácil de entender, tienes un botón de ataque básico,  el cual si lo mantienes presionado incrementa el poder del golpe; dos botones que te permiten usar habilidades que su uso dependerá de cuanta energía tengas reunida; un botón  que te permite dar pequeños brincos para acceder a nuevas zonas, dos que dan acceso a más habilidades que podremos obtener siempre y cuando recolectemos suficientes sparklites que vendrían a ser las monedas del juego y los típicos botones de dirección, ya sea con la cruceta o la palanca de dirección para más precisión.

Otra mecánica que recuerda a los Zeldas son los corazones de energía, que irán disminuyendo con cada golpe que recibas. También podrás incrementar dichos corazones si los compras en la tienda con los sparklites que encuentres, esta mecánica tiene una ligera semejanza con el buhonero de Resident Evil 4, pues no solo te vende corazones sino que puedes encontrar mejoras para tu arma o hasta nuevas habilidades.

Tienda donde se pueden conseguir mejoras a cambio de sparklites
También hay otro detalle que se asemeja con Resident Evil 4 y es la manera en que equipas tus mejoras, pues tienes una cantidad determinada de casillas y deberás usar tu ingenio para poder equipar las mejoras que son de diferentes tamaños. Esto se parece bastante al inventario que vimos en la aventura de Leon Kennedy y que teníamos que ordenar para que entren las armas, municiones y curas.


Hay una parte del juego que considere curiosa y es que en ciertas partes te toparás con gente que te dice que necesita dinero para construir, ya sea un taller o tienda, lo que me parece curioso de esto es que se parece mucho a un diálogo que aparece en los primeros juegos de Pokémon, donde un anciano te dice que ya tiene listo los cimientos de un edificio, pero que solo falta el dinero.

Dificultad

La dificultad es decreciente pues al comienzo será bastante complicado poder vencer incluso a las criaturas que te topas en el camino. Sin embargo conforme mejores tus armas, incrementes tus corazones de vida y encuentres y combines nuevas habilidades el juego se irá haciendo cada vez más fácil. Para compensar esto cada vez que mueras el mapa irá cambiando para que tengas que explorar todo de nuevo, pero en esta ocasión encontrarás nuevos objetos, pozos y ubicaciones.

Con respecto a los jefes, estos pueden ser complicados de vencer si no mejoras tus armas. Ni siquiera con una buena estrategia los podrías derrotar, por lo que en cada enfrentamiento debes procurar aumentar el daño de tus armas lo más que se pueda.


Gráficos y banda sonora

Este juego esta fielmente inspirado en los juegos de antaño, pues tiene una apariencia de 16 bits bastante marcas. Esto no es para nada malo, sin embargo si comparamos la versión de PS4 con la Steam, nos damos cuenta que hay una enorme diferencia. La versión de la consola de Sony es bastante inferior a las demás. Por otro lado los gráficos son bastante coloridos y detallados para ser un juego con aspecto retro.

Sparklite en PS4

Sparklite en Steam
La música del juego es buena. Las melodías hacen que sientas que estas en una épica aventura ya sea mientras recorres el mapa, enfrentas a los jefes o incluso desde la pantalla de inicio. En más de una ocasión tendrás uno de estos sonidos pegados en la cabeza, pues están bien compuestos.

Conclusión

Sparklite es otra de las tantas entregas indies que salen al mercado inspirados en algún RPG. Si bien no aporta nada novedoso, es de esos pocos juegos que te da la sensación de superación pues con los sparklites podrás mejorar tus habilidades. Cada vez que pierdes tus corazones en vez de regresar al último punto de guardado, regresarás a la ciudad flotante que vendría a ser como tu base para que mejores tus características.

Lo bueno
  • Es bastante entretenido y te darán ganas de explorar el mapa a pesar de haber perdido.
  • La banda sonora te hace sentir dentro del juego.
  • Los jefes son complicados, por lo que deberás idear una estrategia para cada uno.
  • El mapa es amplio.
Lo malo
  • Los personajes son poco carismáticos.  
  • No aporta nada nuevo al género.
  • El juego se va volviendo cada vez más fácil a excepción de los jefes.
NOTA
80

*Análisis hecho desde la versión PS4 

No hay comentarios.