Análisis: Shin-chan: Me and the Professor on Summer Vacation – The Endless Seven-Day Journey

 Una aventura llena de sorpresas al lado del niño más irreverente del anime

Escribe: Mauricio Lazón

El mundo del anime japonés nos ha traído gran cantidad de historias, desde historias pegadas a la acción como Dragon Ball, como también historias más dramáticas como Death Note. Sin embargo, otro lado bastante explotado por este medio japonés son las historias irreverentes y bizarras, siendo una de las más conocidas Shin-chan. Crayon Shin-chan sigue la historia de Shinnosuke Nohara, un niño de 5 años que tiene un sentido del humor bastante peculiar lo que le dio un estilo bastante singular y con ello su fama entre el público japonés y el mundo.

 Esta popularidad incluyó la aparición del personaje en otros medios, incluídos los videojuegos, ya con más de 25 juegos para diversas consolas y ordenadores a lo largo de los años. Uno de estos juegos es Shin-chan: Me and the Professor on Summer Vacation – The Endless Seven-Day Journey, la creación de los estudios Neos, Millennium Kitchen y Star Factory, que nos lleva a vivir una aventura vacacional acompañando a Shin y su familia. Millennium Kitchen por su trabajo en Boku no Natsuyasumi, que sigue una temática similar al estar basado en la historia de un niño en sus vacaciones y sus aventuras dentro del Japón rural. De hecho, la idea de los desarrolladores fue llevar el formato del juego hacia el universo de Shin-chan, lo cual calza perfectamente como lo demuestra el título. 



El juego fue lanzado originalmente el 15 de julio de 2021, solo para la Nintendo Switch y en Japón, pero recibió un relanzamiento para el resto del mundo en agosto del presente año, sumándose a la versión de Nintendo Switch las ediciones para PlayStation 4 y Windows.

Arrancamos el juego preparándonos para salir de viaje a nuestras vacaciones, rumbo a Asso, donde vive una amiga de la infancia de Misae, madre de Shin. Al llegar a la estación, seremos interceptados por el Dr. Akuno, un científico que decide darnos una extraña cámara por una semana, explicando que cada vez que se toma una foto terminará guardándose como una ilustración. El Dr. Akuno nos tomará una fotografía y al compartirla comprobaremos que se guarda como una ilustración. Luego partimos hacia nuestro camino, no sin antes ver la clásica escena donde el villano confabula y nos dice que su inteligencia le hará dominar el mundo




Veremos una intro hecha especialmente para el juego, donde observaremos también nuestra llegada al pueblo. Ya en el pueblo hacemos nuestro camino hacia la casa, no sin antes ver un fósil de dinosaurio que luego será importante en la trama. En casa de la amiga de Misae, Yoyoko, nos presentan a los miembros y nos enteramos que manejan un restaurante en su hogar. Además Cap, pareja de Yoyoko, es quien maneja el diario local. Tras esto podremos subir a nuestra habitación y usar nuestro diario, donde colocaremos las ilustraciones con una breve descripción, la cual podemos elegir de hacer concisa o escribir un texto más ambiguo. Desde aquí ya empezaremos a desarrollar la trama del juego como tal, aventurándonos en estos 7 días de vacaciones que tendremos, o al menos eso creemos.

El desarrollo del juego tendrá a Shin descubriendo más lugares del pueblo, conociendo gente y tomando memoria de todo lo que ve en sus vacaciones. No estamos enteramente sujetos a la historia del juego, sino que podremos ir avanzando hacia otras direcciones o realizando otras acciones como cazar y pescar. La historia se va desarrollando pacíficamente hasta que vemos con sorpresa la llegada de un dinosaurio, acompañado de nada menos que el Dr. Akuno. Este explica que a través del viaje en el tiempo ha logrado resucitar a esta criatura, y al parecer su plan será causar terror a la gente con estas milenarias criaturas. Sin embargo, se ve frustrado porque la gente no tiene temor e incluso ya se acostumbra a la presencia del dinosaurio, por lo que furioso el Dr. Akuno decide traer aún más dinosaurios. Shin decide seguir al doctor a su guarida, donde descubre su plan pero a la vez es descubierto. El Dr. Akuno decide atrapar a Shin en el tiempo para que viva eternamente en estos siete días de vacaciones. De aquí en adelante la historia se centrará en revertir esta historia y frenar también los ambiciosos planes del Dr. Akuno, junto a la familia de Shin y a los habitantes de Asso.


El juego solo dispone de un modo principal, que es la historia que iremos desarrollando en los 7 días de vacaciones de Shin. Dentro del mismo juego tendremos acceso a diversos minijuegos de caza y otros más, de los cuales podemos ir viendo nuestro progreso a través de nuestra agenda. La agenda será el principal lugar de acceso a la información que iremos descubriendo, además de nuestro inventario. 

Los controles del juego son bastante simples, probablemente influenciado por el hecho de ser un juego enfocado para niños. En nuestra prueba en Nintendo Switch, usamos A para las acciones como conversar o interactuar con los objetos, el movimiento lo podemos hacer tanto con el stick izquierdo como con el botón B, que nos hará avanzar en línea recta, en cambio el stick sí nos permite rotar. Con Y accedemos al submenú, la agenda, con - iremos al diario ilustrado y + nos da acceso a las instrucciones que estamos repasando. Los laterales frontales son para el uso del cazamariposas, y los laterales traseros son para hacer el clásico baile del trasero de Shin, un clásico de la serie.



La historia del juego no es ni extremadamente corta ni muy larga. Nos tardará un promedio de 10 horas terminar la historia, aunque nos podemos tomar pausas entre cada episodio por si queremos explorar o ir avanzando con nuestra colección de insectos o peces. De hecho a través del menú podemos acceder a la sección de Recuerdos de Verano, donde se cuentan ya los 17 episodios disponibles y se irán revelando según avancemos con la trama. Lo recomendable es tomarse algo más de tiempo con el juego, ya que sinceramente puede terminar resultando muy fácil. 

La dificultad está claramente enfocada para niños, por ello no encontraremos algo que nos demande un gran sentido de estrategia o nos haga buscar una guía por internet. Es un título que tranquilamente podemos tomar como break de algún grind que estemos haciendo, con un ritmo mucho más pausado al estar ambientado en unas vacaciones en la zona rural.



Si antes han podido ver Shin-chan y quedaron encantados con su sentido del humor y las bromas que se realizan, este juego tiene mucho de este contenido. Mientras vamos avanzando por la historia, tendremos estos clásicos comentarios de Shin rompiendo el molde, que acompañados de los efectos sonoros del anime hacen del juego un gran homenaje a la historia, y aunque antes lo hemos mencionado, hace que se sienta como un episodio especial del anime. La participación de Futabasha, la editorial del manga, como supervisión tanto de la trama como de los personajes ya existentes y los creados exclusivamente para el juego hace del juego una historia muy fiel al producto original y no una total desviación como otras producciones.

Gráficamente, el juego se siente plenamente como un episodio más del anime. El estilo de dibujo está muy bien realizado y calza a la perfección para el formato del juego, a lo que se le suma también imágenes más realistas en forma de los paisajes que veremos a lo largo del juego y también los animales que iremos cazando en los minijuegos.

 El sonido del juego es otro de los puntos fuertes de este juego, ya que posee contenido traído desde el material original y refuerza la idea de estar en un episodio especial de la serie. Desde que iniciamos podemos darnos cuenta de este detalle ya que el juego cuenta con las voces originales de la serie dando vida a sus personajes, y también tenemos una canción original creada para el juego. También los efectos de sonido están presentes, otra cosa que hizo al anime tan peculiar en su día. Además, mientras vayamos avanzando por las aventuras y minijuegos disponibles, tendremos también sonido ambiental que refleja la ubicación donde estamos y música dedicada a algunos minijuegos.



CONCLUSIÓN

A pesar de ser un juego cuyo público objetivo son los infantes, Shin-chan: Me and the Professor on Summer Vacation – The Endless Seven-Day Journey nos trae una aventura entretenida y sobre todo una experiencia más relajada que otros títulos modernos. Es un juego que podemos jugar en momentos donde queramos bajar un poco la tensión con un título que nos entregue comedia y también un ambiente mucho más de relajo. El juego destaca por su buen trabajo para aprovechar la imagen de Shin-chan y reproducirla en en el modelo de juego de la serie de Boku no Natsuyasumi, algo que la crítica especializada ha destacado en gran manera. La historia no es ni muy corta ni muy larga, por lo que podemos tener tranquilamente unas cuantas horas de diversión en nuestra manos, además que luego podemos ir completando otras actividades como las de caza. El punto en contra de este juego quizás radique en su baja dificultad y actividades algo repetidas, pero como comentábamos antes, es el juego ideal para bajar las revoluciones y tener un momento de paz mientras jugamos.

Lo bueno:

- Gran utilización de los personajes y diseños de Shin-chan, incluyendo también las voces y música original creada para el juego.

- Las animaciones hacen sentir al juego como un episodio más de un anime.

- Los controles son bastante amigables y fáciles de aprender.

Lo malo:

- Es probable que el juego pase desapercibido para muchos por su contenido dirigido para niños.

- A pesar de ser un relanzamiento, no hay contenido nuevo para el juego, tan solo la localización para el resto del mundo.


NOTA

80/100

Análisis hecho con un código para Switch brindado por Neos*

Publicar un comentario

0 Comentarios