Análisis: Rabbids Party of Legends

Los conejos nuevamente en problemas. Un título tipo party lleno de minijuegos para disfrutar en casa con amigos o familia

Rabbids Party of Legends

El 30 de junio Ubisoft puso a la venta Rabbids Party of Legends en PlayStation 4, Switch, XBox One y PC, un juego tipo party protagonizado por los carismáticos rabbids. Luego de jugarlo varios días, te contamos nuestra opinión final. 

Empezamos el juego con los Rabbids leyendo un libro sobre una tribu ancestral oriental mística, mientras lo hacen, de casualidad encienden su famosa lavadora del tiempo y son transportados a ese lugar y época. Al llegar, con el impacto hacen que unas escrituras sagradas terminen repartidas y como si fuera poco, empiezan a jugar con ellas como si fueran avioncitos. Es ahí cuando el mismísimo Buda, les encomendará la misión de recuperarlas, si es que queremos que nos devuelvan la lavadora, y así poder volver a casa. 

Básicamente esta será la excusa que pondrá la tonalidad oriental en los escenarios de los minijuegos , mientras introduce las escrituras como premio principal al participar y ganar en estos. Esto le da contexto a un modo aventura simple, pero al menos,  es efectivo como contenido introductorio.


Rabbids Party of Legends es un juego tipo party que alberga un total de 50 minijuegos para disfrutar de hasta 4 jugadores. Los minijuegos pueden disfrutarse en equipo y de manera individual, aunque encontraremos minijuegos que tendrán que superarse obligatoriamente en grupos. En esas ocasiones, si optamos inicialmente por el modo individual, el juego se realizará en grupos de a dos, pero los resultados se mostrarán de manera individual. 

El juego se divide prácticamente en Modo Aventura y Modo Party. El modo Aventura podría considerarse la campaña del juego, ya que sigue la historia de los Rabbids en su búsqueda de las escrituras. Está dividido en 4 actos, y cada acto contará con un mapa con bastantes minijuegos. Para superar el acto, deberemos ganar la mayor cantidad de minijuegos, así podremos reunir más escrituras que los otros jugadores. 


El modo aventura no abarca todos los minijuegos, pero si contiene un gran repertorio, que nos da una idea de lo que el título nos tiene para ofrecer. Desbloquear todos los minijuegos y todos los personajes llevará tiempo, y para hacerlo, necesitaremos subir de nivel. 

Cada minijuego en el que participemos, ganaremos experiencia, más aún si nos llevamos la victoria en él. Juntando experiencia subiremos de nivel, y cada vez que alcancemos un nivel más alto, recibiremos una recompensa. Lo bueno es que no solo ganaremos experiencia en el modo aventura, sino también en el modo party, incluso si llenamos los 4 espacios con jugadores humanos. 

En el mapa del modo aventura también encontraremos unos bonus estilo ruleta. Acá se nos hará una pregunta, y tendremos 3 opciones para responderla. Generalmente encontraremos una alternativa que parece correcta, una despreocupada y otra descabellada, pero realmente cualquier respuesta es válida. Cada ruleta tiene espacios que nos harán ganar escrituras, espacios neutros y espacios que nos harán perder escrituras. Digamos que la respuesta más lógica para la pregunta, albergará una ruleta en la que no arriesgaremos mucho, mientras que la respuesta descabellada tendrá un gran premio, pero también espacios donde podremos perder escrituras.


Lamentablemente, el modo aventura se acaba en solo 4 actos, sin pena ni gloria. Y si en la premiación al final del 4to acto se nos escapa un "aceptar" de más, nos habremos pasado de casualidad todos los créditos. Finalmente a muchos le quedará la sensación de una campaña recortada o puesta ahí por cumplir, porque acaba de manera abrupta y dura un promedio de 2 horas y media. Aunque, claro, podremos repetirla numerosas veces, y así, seguir ganando experiencia y encontrando las reliquias perdidas de cada acto, que serán el coleccionable del juego. 

El Modo Party es el modo donde pasaremos a la acción directamente, sin contexto previo, ni mapa. Solo minijuego tras minijuego. Acá encontraremos el submodo Juego Rápido, donde podremos armar partidas con minijuegos al azar de 5 minutos (3 minijuegos), 10 minutos (5 minijuegos), 15 minutos (7 minijuegos) y 30 minutos (12 minijuegos). También encontraremos un modo de juego personalizado, donde podremos elegir cuantos y cuales minijuegos queremos jugar.



El juego puede jugarse de hasta 4 jugadores de manera local en cualquier modo, pero no cuenta con opciones de juego online. Algo que hoy en día se siente como un complemento necesario para un juego tipo party. Por otro lado, desaprovecha todos beneficios de calidad de vida que podrían otorgarle al juego las recompensas online, las temporadas o nuevo contenido. 

Es raro pensar que mientras Ubisoft se empecina en querer transformar experiencias de un solo jugador como Assassin's Creed en juegos como servicio, con Rabbids Party of Legends, que se presta para juego como servicio, no aproveche este ventaja y publique un juego sin funcionalidades online.


Respecto a los minijuegos, aunque muchos de ellos no son novedosos, realmente la mayoría de ellos llegan a ser muy divertidos. Eso sí, entre los 50 encontraremos ciertas variaciones de un mismo juego, como los juegos de ritmo, que se repiten más de 4 veces con distintas canciones.  En sí, al no ver funciones online, el único incentivo de juego que nos queda luego de terminar la campaña, es desbloquear todos los juegos y todos los rabbids, que a propósito del panel de personajes, hubiera sido genial ver a un rabbid con skins de Far Cry, Assassin's Creed,  Tom Clancy's o Watchdogs. 

Si conectamos el juego a Ubisoft Connect, podremos ganar monedas cumpliendo ciertos desafíos del juego. Aunque por otro lado, no recomendamos canjear las recompensas, ya que estas serán solo de experiencia, y tampoco serán cantidades exorbitantes, por lo que recomendamos guardar esas monedas para comprar algún arma o skin en otro juego de Ubisoft. Y hablando de desafíos, conseguir al 100% los trofeos/logros de la consola no será muy difícil, el problema es que el juego no cuenta con trofeo platino.



Gráficamente el juego luce muy bien para ser un juego tipo party. Destacan las animaciones de los rabbids y la cantidad de trajes que tienen. Nosotros jugamos la versión de PS4 en un PS5 y prácticamente los tiempos de carga ni se sienten. 

Respecto al sonido, el juego manera un OST bien oriental, que le queda perfecto a la temática del juego. Mientras que los efectos siguen siendo correctos, destacando los gritos de los rabbids. Además, el juego cuenta con voces en español Latinoamérica, aunque la única voz con lenguaje humano que tendremos en el juego es la del narrador. 



Conclusión: 

Rabbids Party of Legends pudo ser una gran propuesta del género party, pero no podemos evitar sentir la sensación de trabajo inconcluso. Un divertido repertorio de juegos, acompañado de los personajes más carismáticos de Ubisoft, pero que desaprovecha todas sus ventajas para brillar. No obstante, si acostumbras a reunir gente en tu casa, sin duda aprovecharás lo que el juego vale. 

Mientras Ubisoft se empecina en convertir experiencias offline en juegos como servicio, este juego que pide a gritos ser un juego como servicio, se queda como experiencia offline. 


Lo mejor: 

- Los Rabbids 
- Minijuegos divertidos
- Buen juego para pasar el rato con amiggos en casa 
- El contexto que construye el juego

Lo malo

- No tiene multijugador online
- Hubiera sido genial tener skins de otras franquicias de Ubisoft
-  El modo aventura parece cortado a la mitad
-  Publicado por lo bajo, sin mucha difusión

NOTA
70/100

Análisis hecho con un código para PS4 brindado por Ubisoft*

Publicar un comentario

0 Comentarios