GTS pretende sancionar a los conductores tramposos.

La empresa Polyphony Digital tiene como reto hacer un videojuego mucho mejor y competitivo a la vez así como su recién lanzado Gran Turismo Sport.

El equipo desarrolladora del juego insta a sus usuarios a que contengan sus emociones sobre el circuito para así poder evitar problemas y choques en carrera.  A pesar de eso, muchos usuarios hicieron oídos sordos a la recomendación que es les dio.


¿Y qué pasó? Una de las primeras decisiones del equipo fue implementar un sistema que detecta a los players más antideportivos y los convierte automáticamente en conductores y vehículos fantasma, imposibitándolos así de chocar contra sus rivales en la carretera.


El sistema aún no es definitivo, y por el momento es una medida cautelar que espera poder mejorar en los próximos meses encontrando nuevas opciones que beneficien a los mejores jugadores.




Por: Jeremy Vera

No hay comentarios