Análisis - Doraemon: Story of Seasons (PC)

Luego de someter a Nobita a varios días de trabajo forzado, y después de unos cuantos desmayos, te traemos la reseña de este simulador de granja


Bandai Namco puso a la venta Doraemon: Story of Seasons desde el 11 de octubre en Nintendo Switch y PC. Este simulador de granja pone a los personajes de Doraemon en un juego con las mecánicas y concepto de Story of Seasons (Harvest Moon).

Nobita, Doraemon y compañía encuentran un misteriosa semilla que al plantarla, creece un inmenso árbol  lo que provoca una gran tormenta que termina arrastrando al grupo a un lugar desconocido. Este tranquilo pueblo los recibe, y mientras nuestros personajes buscan un camino a casa, deberán trabajar para poderse ganar la vida. 

Los amigos de Nobita, incluido Doraemon, rápidamente consiguen una ocupación, pero la suerte no parece sonreirle a nuestro personaje principal. Es ahí que una anciana nos deja su pequeña granja abandonada para cuidar, siendo nuestra misión convertirla nuevamente en un lugar productivo. Claro, hasta que encontremos una manera de volver a casa. 


Luego de una larga introducción narrativa y explicativa, empezaremos nuestra aventura. Nuestra primera misión será limpiar nuestro huerto, que por motivo de abandono, estaba cubierto con escombros y maleza.  Recibiremos algunos instrumentos, algunas semillas y nos soltarán a que nos desempeñemos productivamente a nuestro criterio, pudiendo sembrar, pescar, criar animales, cazar insectos, cavar en una mina, mejorar la infraestructura de nuestra granja, entre otras tantas opciones.

De igual manera, no recomendamos intentar cubrir todas áreas desde un comienzo, puesto que las energías de Nobita no soportarán tanta actividad y lo terminaremos llevando varias veces al hospital.

Por ejemplo, en nuestras primeras horas de juego, intentamos trabajar en la mina lo más posible, hacer gran cantidad de cultivos, y a la vez criar animales. Las cosas empezaron a irse de control, nos desmayabamos trabajando y al día siguiente después de amanecer en el hospital, encontrabamos nuestros cultivos echados a perder. Además, nuestros animales enfermaban y requerían un medicamente diario, que si queríamos seguir avanzando en el juego, no podíamos costear.


Recomendamos tomarnos el juego con calma, y tampoco preocuparnos mucho por como seguir la historia, pues mientras nos concentramos en la granja, llegará un día o cruzaremos por un lugar, donde se activará un evento y la historia principal nos ofrecerá un nuevo capítulo. 

El sistema de juego está dividido por un calendario que nos ofrece día y noche, días de la semana y las 4 estaciones. Cuando Nobita se vaya a dormir despertará a las 6 de la mañana, y ahí habrá que ver como implementar nuestro día, teniendo en cuenta que la energía de Nobita es limitada. Aunque, claro, podremos recuperar energía con una siestecita, comiendo algo, con energizantes o con un extraño sticker, del cual preferimos no indagar sobre su procedencia. 

Como mencionamos, tenemos muchas actividades por hacer. Por lo que primero, recomendaremos comprar la mochila grande, enfocarnos en la mina y conseguir materiales para comprar instrumentos de trabajo de cobre; que serán mucho más útiles que los instrumentos gastados que poseemos desde un inicio. De ahí, enfocarnos en la primera mejora de nuestra casa, así tendremos un espacio para los objetos de cocina, y podremos empezar a preparar nuestras propias recetas. Una vez ahí, enfocarse en el cultivo, y de ahí quizás, empezar con los animales. La idea es tener una granja autosostenible en todos los sentidos. 


Habrán días en el calendario donde se realizarán distintas festividades. Estos días todos abandonarán sus puestos para unirse a las celebraciones. Generalmente habrán concursos en los que podremos participar para llevarnos algún trofeo a casa. Es fácil saber cuando hay este tipo de festividades porque en el mapa podremos ver como todos los personajes están concentrados en un solo punto. Además, Doraemon vendrá a avisarnos a nuestra casa, días antes. 

Hay que admitir que varias veces este tipo de festivales, que son recurrentes, han sido una molestia para nosotros, sobretodo cuando no tenemos la intención de participar.  Sucede que cada tienda tiene su horario de atención con días y horas, por lo cual es muy dificil memorizarse esos horarios. Muchas veces nos ha pasado que necesitamos comprar algo con urgencia, como un medicamento, pero el hospital está en día descanso (sí, acá el hospital cierra dos veces a la semana). Regresamos al día siguiente con urgencia, pero resulta que el Doctor, la Enfermera y Shizuka, no están atendiendo porque están en el festival - sí, que maldita irresponsabilidad- 


Por otro lado tendremos un sistema de amistad con todos los personajes del pueblo, el cual podremos mejorar conversando con ellos constantemente y hasta haciéndoles regalos. A corto plazo, la única recompensa la podremos ver si tenemos el juego en Steam, pues se nos desbloquearán logros. A largo plazo, estos personajes nos harán regalos y hasta se liberarán eventos adicionales enfocados en estos personajes. 

Nos hubiera gustado que el juego nos vaya diciendo por donde ir, al menos para completar la historia principal, pero entendemos que el metodo prueba y error es escencia característica de la saga. Así que deberemos ver esperar que se den las condiciones para poder recuperar los inventos de Doraemon, resolver el misterio sobre este pueblo y volver a casa. 

Gráficamente el juego luce muy bien, puede jugarse hasta en 4K y 60fps sin requisitos muy exigentes. Lamentablemente, hay como una textura que le dan a los gráficos donde los personajes pierden un poco de enfoque. Por otro lado, en la pantalla veremos unos bordes de cuadro blanco, que aunque en hace que las capturas se vean más bonitas, en el gameplay no hacen más que distraer.

Respecto al sonido, la música que nos acompaña en el juego es muy agradable. Las voces en japonés de los personajes son muy entrañables y sumado a los carismáticos personajes, le dan vida a largas conversaciones, que de otra manera hubieran resultado aburridas. 


Conclusión:

Doraemon: Story of Seasons nos ofrece todo lo que le podemos pedir a un simulador de granja. Sin lugar a dudas, un título consume horas que dejará más que feliz a todos los amantes del género. 
Para otro tipo de jugadores, necesitarán un poco de paciencia para poder adaptarse al gran abanico de posibilidades que el título ofrece, pero cuando lo hagan, encontrarán un divertido y original juego. 


Lo bueno: 

- Estilo gráfico
- Cantidad de posibilidades 
- El sistema de logros de Steam nos motiva a seguir.
- Que un juego de este tipo salga de Japón, y encima se traduzca al español, es para agradecer.
- Nos ofrece una enorme cantidad de horas de juego

Lo malo:

- Nobita es el verdadero protagonista, mientras que Doraemon solo es un NPC frecuente.
- Sistema de horarios en tienda entorpece el progreso.
- Que todos abandonen sus puestos todo el día por el festival, enoja bastante.
- Textura gráfica innecesaria. 
- Llega a ser frustrante cuando queremos hacer todo a la vez.


NOTA
80

No hay comentarios.