Análisis: Super Dragon Ball Heroes: World Mission

Jugamos Super Dragon Ball Heroes: World Mission, adaptación para Switch y PC del juego de cartas popular en los arcades de Japón. Te contamos acá nuestra opinión sobre el juego.


Como lo mencionamos Dragon Ball Heroes fue un popular juego de arcades en Japón, que se ganó tanta popularidad que se hizo adaptaciones en una de las consolas más vendidas en el país Nipona (Nintendo 3DS).  Aunque ninguna de estas versiones salieron de Japón, esta subsaga ganó popularidad en este lado del charco por sus curiosas animaciones que nos mostraban sucesos que ni nos imaginábamos ver en el manga/anime, por ejemplo, nuevas transformaciones y fusiones nunca antes vistas. 

Ahora que la saga se ha empezado a internacionalizar más por su nueva serie de miniepisodios, sería todo un desperdicio no intentarlo vender al resto del mundo. Es así que Super Dragon Ball Heroes: World Mission es el encargado de presentar esta franquicia al resto del mundo y las plataformas elegidas son Switch y PC. 




Estamos ante un juego inmenso y lleno de contenido

Aunque con un primer vistazo podamos pensar que parece un juego de móvil y su costo de 59.99 dólares (costo de triple A) es un poco excesivo para este título, una vez te sumerjas en la aventura de World Mission, verás que estás muy equivocado, pues el juego es inmenso y está lleno de contenido. Con más de 350 personajes, más de mil cartas, modo historia, arcade, multijugador online y un modo de creación de cartas y misiones, podremos estar más de 50 horas pegadazos a este título. 

Aunque si bien es cierto, que el título en primer momento puede parecerte sencillo o complicadísimo, pronto te darás cuenta que ganar cada pelea depende tanto de tu mazo de cartas, como de tu habilidad y suerte. Esto volverá impredecible cada batalla y será el ingrediente adictivo del juego. Así que, elige tus mejores cartas y prepárate para la pelea. 



Elige tu raza, personaje y empieza con la aventura

Elige a tu personaje entre las razas más reconocidas de la serie y empieza tu aventura.  Acá serás un niño fanático al popular juego de cartas de Dragon Ball, que mediante un cruce dimensional, verá su mundo invadido por los icónicos personajes del mundo de Dragon Ball, incluídos villanos. 

Es así que empezará la aventura, una aventura predecible que alarga tanto su narrativo como para poder meterte desde Broly Saiyajin 4 como enemigo hasta a los androides de la Patrulla Roja. 

Y sí, lo bueno es que aunque su aventura no es precisamente épica o interesante, estará cargada con el suficiente número de batallas como para dominar completamente el juego y para conseguir una buena cantidad de objetos y Billetes Gacha para canjear por un gran número de cartas. 


Poder, estrategia y suerte

Poder: Aunque las primeras batallas son regaladas, la cosa empieza a complicarse a partir del capítulo 3 del modo historia. Si estás jugando el modo arcade, habrán algunos retos que necesitarán un buen maso de cartas para al menos intentar afrontarlo. Es por eso por lo que deberemos visitar la tienda gacha cada vez que acumulemos una cierta cantidad de dinero. 

Si compraste el título en su edición de salida, empezarás el juego con 11 buenas cartas, que estamos seguro usarás muchísimas veces, pues realmente son cartas muy útiles:  Gokú Ultrainstinto, Vegeta Saiyajin Blue, Hit, Jiren, Mai, Cauliffa, entre otras. Si no cuentas con esta bonificación, te verás obligado a conseguir cartas cuanto antes. 

Para conseguir cartas necesitarás Billetes de Gacha. El cambio es un billete por carta al azar y existen dos tipos, los normales y los dorados. Con los dorados tendremos más oportunidad de tener cartas raras, pero de ambas maneras podremos conseguir buenas cartas. Generalmente, las cartas CP (cartas de eventos), cartas P (de promociones) y las de 3 o 4 estrellas son más valiosas, aunque no necesariamente quiera decir que las de 2 y 1 estrellas son inútiles, pues algunas consumen menos energía y tienen buenas habilidades.

Cuando hayas conseguido cierta cantidad de cartas empezarán a tocarte algunas repetidas, estas se intercambiarán automáticamente por trozos de billete, que acumulando 10, podrás canjearlos por otro billete.

Ármate con tus mejores mazos y prepárate para la batalla.



Estrategia:

No solamente basta con llevar las cartas más fuertes, cada carta tiene un tipo, una habilidad y un consumo de energía. La buena mezcla de estos factores te ayudará a salir victorioso. 

- En primer lugar tenemos tipos de cartas, recomendamos tener siempre un número variado de cada tipo: Héroe, Élite, Berseker, y si tenemos, también Especial, que es un tipo de carta de apoyo. 

- En las batallas también podremos disponer de objetos y elegir en qué turno usarlos. Con esto podremos bajarle vida a nuestro oponente, resistencia o sacar ventaja de alguna otra forma.


- Por otro lado, podremos mejorar sus atributos y modificar su super ataques, habilidades y especiales mediante objetos. 

- Finalmente, la ubicación de nuestro personaje también influirá. Hay 4 lineas de batalla, las 3 lineas naranjas son de ataque y la azul es descanso. En la azul podremos recuperar resistencia, pero deberemos siempre tener aunque sea una carta en el lado naranja, sino no podremos defendernos, y obviamente, tampoco atacar.



Suerte:  

Aunque finalmente, no importa con que buen pie o con que baraja de cartas hayas empezado la partida, si la suerte no está de tu lado. Esta barra naranja que vez en la foto superior bajará y subirá, con una velocidad cambiante que depende de varios factores. 

Si es tu turno y logras apretar el botón en el momento exacto para llenar la barra más que tu enemigo, lo atacarás exitosamente y podrás hacer tu especial, sino, el enemigo se defenderá y no lograrás hacerle un daño significativo. Si es el turno del enemigo y consigues una barra más llena que la de él podrás defenderte, si pierdes, te atacará con toda tu furia. Es importante mencionar que si te golpea un par de veces en un turno, puedes acabar aturdido y sin la posibilidad de defenderte y atacar. 




Son todos estos los factores de batalla que hacen a Super DragonBall Heroes un juego adictivo y al que te dan ganas de invertirle un montón de horas, como todo digno juego de cartas reales.




Gráficos y sonidos.

Gráficamente el juego no está a la altura de los gráficos de presente generación, pero presenta una gran mejora respecto a la entrega anterior de 3DS. Los escenarios poco detallados se notan más en lugares abiertos como las montañas. Mientras que el diseño de personajes cumple, pero en segundo plano se pixelean bastante.

El soundtrack es bueno, pero hace falta más canciones propias de la serie para alimentar nuestra nostalgia. Aunque por otro lado, estamos felices con las voces originales, incluyendo la de Zenosama.




Las ventajas de la versión Switch

Al probar el título, lo hicimos con una copia para Switch. En las 30 horas de juego que tuvimos con este título, 29 fueron en modo portátil. 

Preferimos este modo porque las mecánicas de batalla aprovechan correctamente la pantalla táctil, con mecánicas que nos invitan a frotar la pantalla, hacer círculos o guiar cartas con tu dedo hacía otro espacio. Lo bueno es que si no tienes protector de pantalla y no quieres llenar de dedos tu pantalla, por más que estés en portátil, el juego te la posibilidad de usar el joystick. 

Por otro lado, también tendremos la opción de combate local. Obviamente, cada jugador con su Switch, su cartucho y su grabación.




Conclusión: 

Super Dragon Ball Heroes: World Mission llega como una nueva y fresca propuesta. El título está lleno de contenido y pasarás muchísimo tiempo intentando superar todas sus pruebas y consiguiendo sus cartas. 

Es importante mencionar que si estás buscando un juego de peleas frenéticas, debes mirar para otro lado. En cambio si quieres una experiencia más parecida a un juego de cartas, este juego logrará enamorarte. Si eres fan de Dragon Ball, también te recomendamos darle una oportunidad, por la cantidad de personajes que tiene o por todo su fan service. 


Lo mejor:
-  Más de 300 personajes, más de 1000 cartas
- Mucho contenido, muchas horas de juego.
- Influyen muchos factores en la batalla, eso la hace dinámica y divertida.

Lo peor:
- Historia repetitiva, si no fuera por farmear esferas del Dragón o farmear billetes, no habría motivo suficiente como para continuarla.
- Gráficos un poco desfasados, sobretodo en escenarios. 


NOTA: 8.1

*Análisis hecho mediante un código de descarga brindado por Bandai Namco Latinoamérica.

No hay comentarios.